Menu

Spanish Arabic Chinese (Traditional) English French German Hindi Italian Russian
Cart

Especial Novias

«»
Recuerda que el envío de tus compras es GRATUITO para España, y para el resto según compra, infórmate.

La Boda de Bea y Jesús

Jesús y Bea llevaban muchos años juntos de novios - años de Universidad, veranos entre Denia y Moraira, viajes a la nieve o a coger olas por el norte de España, Erasmus en Oporto y Bratislava - cuando en 2015 decidieron dar el paso adelante de convertirse en marido y mujer, continuando toda una vida juntos. Jesús dió el paso pidiéndole la mano, en una ocasión que van a recordar siempre, en la intimidad de su hogar. Para la ocasión eligió un modelo sencillo y elegante de anillo solitario de diamante talla brillante como anillo de pedida, en Antonio Romero Joyeros.

Empezaban a partir de entonces a buscar fecha, y a preparar todos los detalles de su gran día, definiendo un tipo de boda que fuera con ellos y se sintieran identificados, y un año después llegó el gran momento. 

La novia iba preciosa con un vestido en el que la falda era de seda salvaje color crudo, con sobrefalda en tul de seda y el cuerpo también en seda salvaje en crudo, con manga de tul rematada por unas rosas de guipur con botones. La espalda iba completamente abierta y con las mismas flores adornando la espalda hasta los hombros, y llevaba una sobre falda en seda salvaje en forma de capa que se quitó después del primer baile de los novios, al quitársela añadió una lazada de gasa a la cintura en color rosa apagado. El velo de algodón con ribete crudo clásico muy largo completaba el vestido.

Para el peinado llevaba un semirecogido con sus ondas naturales y un tocado de flores, con unos pendientes preciosos de brillantes y aguamarinas de Antonio Romero Joyeros, que fue regalo de los padres del novio. En cuanto al ramo eligió uno con flores silvestres en tonos malvas, blancos y rosas.


Jesús iba muy elegante con un chaqué clásico, con chaleco en color crudo y corbata roja, a juego con el vestido de su madre y madrina de la boda Cristina. Las alianzas las eligieron en media caña fina de oro amarillo, regalo de los hermanos del novio, Pepe y Jaime.

Fue el 17 de junio de 2016 el Gran Día, la ilusión de los novios y de sus respectivas familias fue la protagonista de ese día. Los novios, guapísimos, disfrutaron junto con todos los invitados de una maravillosa velada con toques surferos que se alargó hasta el amanecer.

En la Iglesia de San Juan del Hospital se dieron el Sí Quiero, donde pudimos ver a los novios muy emocionados, con una música especialmente elegida por ellos mismos a cargo de Vicente Casas y su equipo de músicos, y posteriormente se siguió con la celebración en la Masía del Carmen, con una cena entre pinos muy romántica, donde la mesa presidencial estaba compuesta por las dos familias al completo de los novios, padres, hermanos y cuñados.

Bea me comenta que son muchos los momentos que recuerda con mucho cariño, toda la ceremonia le encantó, recuerda lo nerviosa que estaba en la entrada a la Iglesia hasta que vió a Jesús con una sonrisa desencajada, y ahora aquel momento lo recuerda entre risas... También cuando sus sobrinos llevaban los anillos al altar y uno de ellos, Nicolás, leyó para los novios en un momento de la ceremonia. Pero según me cuenta toda en general fue maravillosa, y con el momento culmen del sacramento del matrimonio.

Unas grandes letras con lucecitas de las iniciales de los novios te recibían en el cóctel de bienvenida y el sitting muy personalizado con una tabla de surf del novio y un gran mapa antiguo donde marcaba el destino de la Luna de Miel entre muchas flores silvestres y velas, eran sólo unos detalles de la gran boda que fue. No faltaron distintas mesas de buffet de quesos, cervezas artesanas, jamón y huevos de codorniz, entre otros, mientras estaba empezando el atardecer y muchas fotos inmortalizaban el gran momento que se estaba viviendo, de los propios invitados y del gran fotógrafo Alfonso Calza.

Más tarde en la cena, los novios entregaron un primer ramo muy emotivo a Vanessa, una de las hermanas de Bea, y después de la estupenda cena dieron un segundo ramo a Noel, amigo íntimo de Jesús y el tercero a Miriam, muy amiga también de la pareja.

El baile lo abrieron los novios con la canción acústica de Thinking out loud de Ed Sheeran, después muchas horas de baile recogían la diversión de aquella noche donde los invitados se podían hacer fotos en un photocall pintado a mano por una artista valenciana en el que se veía a los novios en una playa paradisíaca con olas y surfistas.

Para la Luna de Miel su destino fue Indonesia, recorriendo de parte a parte las islas que la componen y acabando en las playas de las islas Gili, praticando snorkel y descansando muy felices ya como marido y mujer.

Más en esta categoría: « Novias para el 2017

 

® 2001-2016 Diseños Antonio Romero, S.L.  -  C/ Poeta Querol, 8 bajo. 46002 Valencia, España  -  Tfno At. Cliente: +34 963 52 51 23
Las imágenes, logotipos y marcas son propiedad de sus propietarios y no se pueden usar total ni parcialmente sin la autorización de los mismos aunque se mencione la procedencia de los archivos.

Formas de pagoFormas de pago
Formas de pago iupayBtnBlack

Log In or Registro

fb iconLogin con Facebook